¿Síndrome de cara cuadrada? Síntomas y soluciones para tu bruxismo o hipertrofia de maseteros
Síndrome de cara cuadrada

Ignacio Ortega | Cirujano Plástico

Publicado 02/12/2022

Hay personas que, por su constitución facial, tienen los músculos de la mandíbula más desarrollados que otras y ello tiene como consecuencia un rostro más cuadrado y una mandíbula más prominente. La principal causa de este efecto “cara cuadrada” es el bruxismo.

A continuación vamos a contarte cómo saber si lo padeces y las soluciones para mejorarlo.

¿Qué es la hipertrofia de maseteros?

El músculo masetero, se encuentra en ambos lados de la cara, en la zona mandibular y es esencial a la hora de la masticación.

Cuando el músculo aumenta de tamaño, produce en nuestro rostro una anatomía facial más cuadrada, dando lugar a una mandíbula ancha, poco estética visualmente que produce esta hipertrofia del rostro.

¿Por qué aumenta nuestro músculo masetero?

El principal problema se debe al Bruxismo. Cuando apretamos tanto por el día como por la noche los dientes de forma totalmente inconsciente e involuntariamente, ejercitamos estos músculos poniéndolos en tensión constantemente.

Este trastorno en el que aprietas los dientes, afecta tanto a la morfología de tu rostro, como a nivel funcional en aspectos cotidianos de tu día a día.

Causas del bruxismo

A continuación te contamos las principales causas que producen bruxismo:

El estrés

Es uno de los principales motivos por los que puede aparecer el bruxismo. Cuando tenemos ansiedad, frustración o enfado, generamos una tensión en nuestro rostro que incrementa las posibilidades de padecer esta patología.

El tabaco, alcohol y drogas

Llevar una vida poco saludable, está relacionado igualmente con una mayor probabilidad de padecer bruxismo. Tomar ciertos medicamentos, influye de igual manera en este trastorno.

El sueño

Es importante llevar un estilo de vida saludable, por ello es importante establecer ciertas rutinas, sobre todo a la hora de dormir. Descansar poco y dormir mal es otra de las causas que pueden provocar el desarrollo del bruxismo.

Sintomas del bruxismo

Para saber si padeces de bruxismo, debes prestar atención a estas señales de tu cuerpo:

  • Rechinar, apretar o crujir los dientes. Suele darse sobre todo por la noche , pero también puede ocurrir durante el día.
  • Sentir que tus dientes están más desgastados, partidos o fracturados.
  • Tus músculos mandibulares están doloridos y cansados, sientes malestar en tu rostro e incluso te cuesta abrir la boca de manera natural. En ocasiones la sensación es como si se te desencajara la mandíbula.
  • El dolor de cabeza y oídos, también es otro de los síntomas de bruxismo.
  • En casos más graves dolor de cuello y espalda. Soluciones para mi bruxismo Muchas personas cuando tienen bruxismo, acuden a su dentista , para intentar paliar de algún modo ese malestar en su boca y para ello crean unas férulas de descarga para usar por las noches e intentar frenar ese “apretar de dientes».

No todo el mundo puede llegar a dormir con un férula en la boca, no se llegan a acostumbrar a esa incomodidad y acaban por dejar de usarla.

Otras veces se recurre a medicamentos para controlar el estrés o la ansiedad pero esta es una solución a muy corto plazo , las pastillas suelen crear adicción y no es bueno abusar de ello, de ahí que no sea una buena solución para este problema.

Para mí, la mejor solución y la menos invasiva, molesta y más duradera, es el tratamiento con toxina botulínica.

¿En qué consiste el tratamiento con toxina botulínica?

La toxina botulínica, más conocida como botox es una excelente manera de acabar con el bruxismo.

A través de una fina aguja se inyecta en los músculos maseteros relajando de manera temporal la musculatura del rostro y sobre todo y más importante eliminando el malestar y dolor en la zona.

En menos de 15 minutos y sin cirugía, estará realizado el tratamiento, consiguiendo un rostro más suave y menos prominente.

No es doloroso y es poco invasivo y los resultados pueden llegar a durar hasta 6 meses, siguiendo las recomendaciones de tu cirujano.

Es probable que necesites varias sesiones, espaciadas en el tiempo para unos resultados óptimos. Debemos valorar cada caso de bruxismo de forma única y personalizada.

Tus dientes y muelas dejarán de sufrir desgaste y tu rostro estará por fin relajado, dejando atrás ese rostro tan cuadrado.

Si te has decidido por este tratamiento, puedes pedir cita en nuestra clínica pinchando aquí, puedes ponerte en contacto conmigo por videollamada, con una valoración en 24 horas o en el teléfono 918 27 14 01 ó 678 61 29 42 ¡Pide tu cita!

Estamos ubicados en Calle Castelló 68, Madrid.

Sígueme en Redes Sociales

Ignacio Ortega Cirujano Plástico

Déjame un comentario aquí

o hazme una pregunta

deja tu comentario aquí

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies